Contact
Subscribe to our newsleter
Free Design Software
rfq rfq

FICHA TÉCNICA


  • Cartagena
  • España
  • Arquitectos:
    Amann, Canovas Maruri arquitectos
    Directores del proyecto: Atxu Amann, Andrés Canovas y Nicolás Maruri
  • Sept. 2010 - Nov. 2011
  • Promotora:
    Cartagena Puerto de Culturas
  • Ingeniería:
    Jose Cerezo Ingeniería
  • Ejecución: 
    Taller de Construcción TMR
  • Fotógrafo:
    David Frutos

ENLACES


  Plano de situación
  Alzado general
  Sección general
  Sección transversal
  Planta cercha
  Sección constructiva
  Detalles cubierta
  Desplegable cubierta
  Planta pasarela
  Catálogo de productos: Frequence
  Catálogo de productos: Aluzinc®

Cubierta para el Parque Arqueológico de El Molinete


Una nueva cubierta funcional y estética protege las ruinas romanas en el parque arqueológico de El Molinete en Cartagena, España. Con su ligereza y transparencia, esta nueva fachada urbana entra en diálogo con sus alrededores arquitectònicos de diferentes épocas. La cubierta traslúcida está revestida con chapa ondulada perforada suministrada por ArcelorMittal Construcción España.

El proyecto consiste fundamentalmente en una cubierta que protege los restos arqueológicos de un conjunto romano (termas, palestra y domus) en el parque arqueológico de El Molinete, complementada con una pasarela y un recorrido a la cota de las ruinas para poner en valor estas ruinas.

Es sin duda la cubierta una pieza más en el conjunto urbano de una Cartagena cuyo mayor reto arquitectónico es hacer compatibles arquitecturas de muy distintas épocas y facturas; y que entre sí vibren haciéndose mejores en su vecindad. 

La intervención unifica el conjunto en un único espacio que permite una percepción continua del conjunto y que se fragmenta al exterior para responder con una escala perceptiva adecuada al entorno urbano, tanto a la ciudad como al parque de Molinete.

A nivel de peatón se presenta con un elemento facetado, perceptible parcialmente, mientras que desde la cima del parque, en la visión lejana, recupera su unidad y su importancia volumétrica.

La cubierta genera además una nueva fachada urbana en la medianera que limita los restos al oeste, ocultando su presencia mediante un plegado de la estructura. 

El objetivo primordial del proyecto es el respeto de los restos existentes, mediante el empleo de una estructura de grandes luces que requiere el mínimo número de apoyos para levantar la cubierta. Ante la imposibilidad de levantar apoyos en el extremo norte  (colindante con la calzada romana), la mayoría se concentran en el resto de límites de la parcela, incluyendo sólo tres de ellos en el interior (integrados con los muros romanos mediante restituciones).
La división de los pilares en grupos de soportes de menor diámetro permite aligerar la percepción de éstos.

La cubierta persigue también esta sensación de ligereza y se concibe como un elemento que deja pasar la luz, compuesto por un elemento que resuelve la estanqueidad (policarbonato) y otro que matiza la incidencia de la luz y otorga una apariencia exterior unitaria (chapa perforada). 

La iluminación nocturna colabora a reforzar esta apariencia ligera del volumen. El resto de elementos del proyecto responden también a estas intenciones:

1. La pasarela es un elemento muy ligero que cuelga de la estructura de la cubierta en uno de sus lados y que en el otro se apoya en el muro que determina el límite del parque arqueológico. Concebida como una caja de vidrio, permite la una visión de las ruinas desde una cota de 3 metros de altura con respecto a éstas, siendo accesible para personas de movilidad reducida.

2. La taquilla se integra en la valla original del proyecto de urbanización de El Molinete y se concibe como un espacio que surge del plegado de dicho límite y aloja todos los elementos de acometida de las instalaciones.

3. El aseo se ubica en una bóveda del s. XVIII recuperada, quedando oculto con respecto al resto de la intervención. 

ArcelorMittal suministró la chapa de acero perforada para el revestimiento de la cubierta de estructura tubular: un total de 5.500 m2 de chapa Frequence  14.18 C con 0,6 mm de espesor y acabado Aluzinc®, lacado y perforado (N12). 

La geometría especial de la cubierta con una gran cantidad de pendientes diferentes no siempre hizo fácil la ejecución del revestimiento de la misma. 

Este proyecto de gran interés cultural, es un claro ejemplo de cómo se puede crear arquitectura espectacular con un producto tan simple y cotidiano como la chapa ondulada. 


Texto
: AMANN, CANOVAS MARURI & Constructalia

Powered by aware